martes, 18 de septiembre de 2007

When the money goes, the line moves



Como señalaba en una entrada anterior, en las casas de apuestas tradicionales el apostante desconoce cómo está balanceado el dinero. Sin embargo el cuidador del mercado sí que lo puede (y debe!!) observar, para obtener un feed-back de sus clientes en forma de cantidad apostada para cada opción. Por esa razón, de forma indirecta y gracias al principio mecánico de acción reacción, es posible tener una idea (aunque algo difusa) de cuál es la dirección en la que se mueve el dinero. El proceso es el siguiente:

1) el oddsmaker asigna las cuotas a un evento, ya sea por sus propios medios o apoyándose en las percepciones de la competencia.

2) Existe alguna de las opciones que recibe más dinero que el esperado y el oddsmaker lo detecta. Esto puede producirse por 2 motivos: muchas pequeñas apuestas o grandes apuestas de unos pocos. En el segundo caso, conocer la identidad o procedencia de los apostantes podría ser muy útil para detectar un posible caso de fixed o de información privilegiada.

3) Se suspende temporalmente el mercado. La suspensión puede ser definitiva si se sospecha un posible fixed (tongo).

4) Se mueven las lineas (money line o handicaps) para intentar cambiar la dirección del dinero y atenuar las posibles pérdidas ocasionadas por un error en la colocación de las lineas.

En la mayoría de los deportes, la diferencia entre medio punto de handicap suele ser bastante grande. Por este motivo, lo más normal es que se mueva la cuota en primer lugar, antes que el handicap. Por ejemplo podemos tener una situación como esta:

partido de balonmano con handicap A: @1,85-B: @1,85 se mueve hasta A: @1,95-B: @1,75

En esta situación, podríamos asegurar que la mayor parte de los apostantes se han inclinado por la opción B, y a causa de esto, el oddsmaker se protege cambiando el precio de las lineas para intentar igualar el dinero entrante. Esto nos da una pista de lo que está pensando la mayor parte del mercado y cuál es la opción que se cree más favorable. Por supuesto también existe una parte negativa: el precio ha bajado. Conocer esa información nos cuesta una o dos décimas de cuota, que se pierde en forma de coste de oportunidad.

Detectar estas cuotas movidas no es complicado. Con excepción de los handicaps asiáticos de fútbol, las lineas de handicap siempre salen equilibradas. Dependiendo de la confianza del oddsmaker y de la política de márgenes del bookie para un deporte concreto pueden ser a @1,90, a @1,85 o a @1,83. Así que cuando una proposición está mas baja que la otra es porque ha entrado más dinero en esa dirección. Sin embargo en el pasado podría haberse dado el caso de que en la misma apuesta hubiese habido más movimientos, en esa misma o en otra dirección, por lo que las conclusiones no son 100% seguras, ni mucho menos.

Otra forma más segura y cómoda de seguir la dirección del dinero es utilizar los servicios de comparadores de cuotas, que presento en mi sección de enlaces. Usar uno u otro es cuestión de deportes concretos o de gustos.

En general, conocer la dirección del dinero es útil y, si se quiere una norma, recomiendo vivamente NO apostar CONTRA la dirección hacia la que se mueve el dinero salvo que se crea conocer los motivos concretos por el que se produce el movimiento y se piense que están sobreestimados.

3 comentarios:

tron13 dijo...

Otras de las cosas interesantes de seguir de cerca los movimientos de las lineas de hc es que se pueden hacer surebets debido a que todas las casas no cambian esos hc a la vez.

En cuanto a saber en que direcciones se ha movido un hc, recomiendo el comparador de cuotas oddsoddsodds ya que va guardando un histórico de los hc pasados de un mismo partido. En balonmano suele ser muy esclarecedor.

Por otro lado hay que tener en cuenta que es más facil que se mueva un hc de un deporte minoritario que otro como el futbol debido a la cantidad de dinero que se mueven.

Anja, podrías algún día explicar cómo leer las gráficas de BF para saber como fluye el dinero?

Anja Ander: anjaander@gmail.com dijo...

Lo de las gráficas es sencillo.

El eje vertical es la cuota y el horizontal el tiempo. Según se mueve hacia la derecha en la gráfica, mas cercano en el tiempo al momento actual (hace un dia, hace 10 horas, hace 30 minutos, etc...), de forma que las zonas de pendiente ascendente son incrementos del precio en un intervalo de tiempo dado y las zonas de pendiente descendente es que las cuotas a las que se cruza el dinero han bajado en ese otro intervalo de tiempo.

También pueden verse gráficas de probabilidad implícita (inversa de la cuota) que funcionan igual, pero en vez de estar la cuota en el eje vertical esta la probabilidad de ganar, por lo que lo de las pendientes es al reves.

Anja Ander: anjaander@gmail.com dijo...

Sobre lo de los comparadores, he puesto a oddsoddsodds en los enlaces. Recuerdo que en su momento pasé de él porque hacía falta regustrarse para algunas cosas y aunque sea gratis... (supongo que será por vagancia)

Casi todo el mundo usa Betbrain, hay que suponer que es el mejor. Pero a mí me gusta mucho Betexplorer.